Plata: más allá de las joyas, un antibiótico natural

En el Antiguo Egipto la plata se empezó a utilizar para las clases dominantes, con la creación de objetos domésticos y ornamentación para las tumbas. Siglos más tarde, la plata fue utilizada también en la Antigua Grecia

Metales Preciosos Javier Escribano

20240325_234348_0000

La Plata pertenece a la familia de los “grandes metales preciosos”. Está en el podio de los valores físicos que aportan valor tanto para la inversión como para el ahorro y ha sido fuente inagotable de la orfebrería. De hecho, la plata es un metal noble con miles de años de trayectoria en la historia de la humanidad.

Aunque es complicado establecer los inicios del uso de la plata, se estima que la humanidad aprendió a separarla del plomo hace cerca de cinco milenios, en el año 3000 Antes de Cristo. En el Antiguo Egipto la plata se empezó a utilizar para las clases dominantes, con la creación de objetos domésticos y ornamentación para las tumbas. Siglos más tarde, la plata fue utilizada también en la Antigua Grecia. Los griegos, a diferencia de los egipcios, también utilizaban la plata como metal precioso para adornos de uso personal. Se creaban así las primeras joyas confeccionadas con plata. 

Pero la plata (como otros metales preciosos) vivió una mayor época de abundancia con la incorporación de América en el comercio europeo. Las numerosas minas y la existencia de minerales de cobre y plomo en México, Perú, Bolivia y Estados Unidos propiciaron obtener mayores cantidades de plata. Esto permitió un uso cada vez más expandido de la plata en la joyería. Este hecho, junto con la llegada del romanticismo a finales del siglo XVIII, hizo cobrar importancia a la joyería.

Con la llegada de la joyería contemporánea en el siglo XX, se empieza a utilizar la plata con diferentes técnicas y propósitos.

*Lee también: La importancia de los metales preciosos en una cartera diversificada

La plata es un material que otorga luminosidad y color, pero es además de ser maleable y dúctil. Esto hace que se puedan realizar láminas e hilos muy finos de plata. La plata no reacciona ante la mayoría de los productos químicos, lo que le otorga una gran resistencia, y su gran durabilidad y maleabilidad es ideal para trazar objetos, como son las joyas, tan comunes hoy en día en anillos, collares, pulseras, entre otros.

Pero, y si hablamos de la plata como uso terapéutico, esto ¿es un antibiótico natural? Efectivamente, este metal precioso también es utilizado en el campo de la medicina. De hecho, hasta los años 193, cuando no se había descubierto todavía la penicilina, la plata en forma coloidal - que es una combinación de partículas metálicas de plata y una cubierta de proteínas- estaba considerada como unos de los antibióticos de uso. 

Plata- Metales preciosos

De hecho, la plata coloidal es imperceptible tanto por su sabor como olor, lo que puede ser útil también en forma oral para evitar enfermedades tipo infeccioso como gripes, parásitos u otras infecciones digestivas.

Tanto en homeopatía como en alopatía se usa la plata de forma oral en muy baja dosificación. Y en la medicina dermatológica, la acción más demostrada es la de acelerar la reconstrucción de la piel y los tejidos dañados, por lesiones o quemaduras a muy poca concentración y aplicándola en la piel en forma de capas. 

Y hay otras aplicaciones en la actualidad más comunes donde participa la plata como elemento imprescindible en la fabricación de productos médicos que luchan contra el acné, las quemaduras, el cólera, que es una enfermedad con muchos siglos de antigüedad y que este metal precioso fue decisivo para combatirla, ante los envenenamientos en la sangre, las siempre molestas y peligrosas úlceras.

Es por esto que a la plata se le atribuyen multtiples propiedades que, en su mayoría, están implicados microorganismos bacteriológicos y víricos.

Podemos decir con rotundidad que quien tiene un amigo como la plata tiene un tesoro para la inversión y/o el ahorro, y también un metal que te ayuda a vivir más y mejor. Los metales preciosos nunca dejarán de sorprendernos.

Lo más visto

Suscríbete al newsletter para recibir periódicamente las novedades en tu email