Las verdades ocultas y dolorosas del mercado, NVIDIA

NVIDIA es una empresa, líder mundial para ayudar a potenciar la computación, dotar de herramientas y otros algoritmos a los equipos necesitan para hacer el trabajo de sus vidas por medio de la Inteligencia Artificial

Economía y Finanzas Javier Escribano

El mundo está cambiando. De hecho, ha cambiado de forma radical de unos años atrás de forma extraordinaria sin que nos demos cuenta porque estamos enfrascados en nuestra vorágine diaria y no nos damos casi ni cuenta. Y afortunadamente es así porque el aforismo de que cualquier tiempo pasado fue mejor es falso: hace cien años no teníamos los avances en el campo científico, médico, tecnológico, industrial, entre otros que nos hace vivir más y mejor, a eso se le llama progreso. La humanidad no deja de progresar, de innovar, de inventar, de crear, con el fin de hacernos la vida más cómoda y más duradera. 

La ambición del hombre de ir más allá de lo desconocido es una de sus virtudes, y en etapas como las cuatro revoluciones industriales han convertido el mundo en un escenario de punto y aparte que dan muestra de ello. La primera, entre los años 1760 y 1840, trajo consecuencia directa del proceso de industrialización y la aplicación de las tecnologías en las formas de trabajo para que fuera el eje de la economía desplazando a la agricultura, mucho menos eficiente y productiva.

La segunda revolución, que desplazó rápidamente a la primera como consecuencia de esta que básicamente fue el uso de las materias primas para mejorarla, y supuso su internacionalización ya que se expandió por todo el mundo gracias al invento maravilloso del ferrocarril.

La tercera revolución, conocida como la revolución tecnológica y científica, fue consecuencia directa que los cambios que son producidos a raíz del desarrollo de las TIC (Tecnologías de la Información y de Comunicación), que dio como resultado una invención, posiblemente, inimaginable hace 50 años de internet. ¿Se han parado a pensar que sería de nuestras vidas ahora si no existiera la red de redes y lo que ha cambiado en todo los ordenes de nuestro ejercicio de supervivencia diario? Impensable, ¿verdad?

Todos los factores que han promovido la tercera revolución industrial está en el uso de las energías renovables y el impacto que las mismas han tenido, cambiando así el modo de vida de las personas.

La cuarta es que la que está adaptando nuestra vida a grandes cambios que ya nos están influyendo de forma que solamente se “imaginaban” en novelas de hace más de un siglo y, por poner una fecha, más o menos concreta, está considerada a partir de la segunda década del siglo XXI, vinculada con los procesos de producción a gran escala y tiene un ineludible componente tecnológico, el más avanzado que hayamos tenido jamás: la robótica y la conexión que se da entre los diferentes dispositivos es un factor decisivo. Esta cuarta revolución industrial es producto de la ingeniería más innovadora, con el que se prevén grandes cambios en la economía y los modos de trabajo, gracias a la Inteligencia Artificial (IA).

Según el Parlamento Europeo, que acaba de sacar una ley para la Inteligencia Artificial, potenciarla, e intentar obtener todo su capacidad, “la inteligencia artificial es la habilidad de una máquina de presentar las mismas capacidades que los seres humanos, como el razonamiento, el aprendizaje, la creatividad y la capacidad de planear. La IA permite que los sistemas tecnológicos perciban su entorno, se relacionen con él, resuelvan problemas y actúen con un fin específico. La máquina recibe datos, los procesa y responde a ellos. Los sistemas de IA son capaces de adaptar su comportamiento en cierta medida, analizar los efectos de acciones previas y de trabajar de manera autónoma”.

Es imprescindible hacer un repaso, más o menos rápido pero riguroso, porque lo que acabamos de contextualizar daban, se lo aseguro, para un libro enciclopédico, para entender lo que vamos a explicar.

Economía y futuro

En el terreno económico, sobre todo en el mercado de la bolsa, que no son otra cosa que empresas que dividen su capital para venderlo en acciones para que los inversores se hagan con las mismas con el fin de ser participe de las mismas y, si les van bien las cosas a nivel empresarial, son beneficiados en el mercado, es el mejor termómetro de lo que no solamente está pasando en el presente, sino en el futuro.

Existen estudios científicos que demuestran que el comportamiento del mercado de valores anticipa nada menos que en dos años lo que va a suceder en la economía mundial. Por ejemplo, el denominado “Warren Buffett español", el gestor de fondos Francisco García Paramés, en su magnífico libro Invirtiendo a largo plazo advirtió de una crisis inmobiliaria en 2006 a sus clientes de lo que sucedería en breve, y acertó, simplemente estudiando el fenómeno bursátil y sus tendencias, que fue clave para que “predijera” lo que vendría después, la gran crisis inmobiliaria.

En la bolsa han habido seis crisis entre los siglo XX y XXI, pocas pero tan contundentes que han marcado un antes y un después que han dejado prácticamente arruinados a los que estaban dentro: el Crack Bursatil de 1929, cuyo impacto en la vida de los inversores fue tan tétrico que haremos un tupido velo, la denominada crisis del petróleo a inicio de 1970, el Crack del célebre Lunes Negro de 1987, la crisis inmobiliaria en 2008 que afectó de lleno a la bolsa, el Crack producto de las llamadas “búrbujas.com” a inicios de siglo, y el brote de la covid-19 de 2019 que comenzó a golpear los mercados a principios de 2020, sobre todo en China, pero que, por su influencia de este nivel global se extendió por todo el mundo.

*Lee también: La Cámara de Representantes en EEUU plantea prohibir TikTok

Han existido otras crisis más puntuales, pero no han tenido tanta influencia e impacto en las economías mundiales, sobre todo porque crean recesiones, la palabra más temida por los economistas, que no significa otra cosa en pocas palabras que la economía se contrae tanto que no solamente pierde mucho terreno de lo que ha avanzado, sino que le cuesta mucho salir de la misma y volver a la normalidad.

¿Consecuencias de las crisis? Paro, pobreza, subida del precio de los alimentos, peores salarios, políticas restrictivas de los estados que, para que vaya a mayores, se vuelven austeras a costa de reducir en cantidad y calidad la sanidad, educación, infraestructuras, ayudas a los más desfavorecidos...

El impacto de la bolsa es tan importante, global y tiene tanto peso en nuestras vidas que nos condiciona extraordinariamente.

Ahora lo que sucede en el presente. Desde 2022, la bonanza y las bolsas están en máximos históricos, no solamente en Estados Unidos (EEUU), y sus tres índices, el SP500 (las 503 mejores con mayor capitalización del país), el Nasdaq (las mejores empresas tecnológicas), y el más antiguo, el Dow Jones (empresas del sector industrial), sino en Europa, en Japón, que ha “despertado” después de tres décadas perdidas, donde textualmente, no pasaba nada, ni subía ni bajaba, lo cuál suponía un coste de oportunidad de los inversores y no metían su dinero.

*Lee también: Criptomonedas: ¿Inversión segura?

La única discrepancia está en China, que está inmersa en una gran crisis inmobiliaria y de confianza del inversor extranjero por la política autocrática del partido comunista chino, cuyas medidas discrecionales generan repulsión porque no garantizan seguridad jurídica.

¿Por qué decimos esto? Porque detrás de esta bonanza en el mercado bursátil hay un fenómeno detrás que le empuja y que ya les hemos explicado. ¿Adivinan? La Inteligencia Artificial. Y al mercado, que es un espejo de la sociedad, ni más ni menos, les fascina las empresas disruptivas, innovadoras, que sean punteras y, sobre todo, que sean dominantes en el sector, que tenga ventajas competitivas con sus rivales. 

El mercado jamás invierte en función del pasado, sino, muy importante, por expectativas futuras, cuando compras una acción esa expectativa futura, que es producto del especialista o de las previsiones de la empresa, se incluye en el precio, para bien o para mal, si se cumplen, el valor se mantiene o aumenta, si es al contrario, cae porque valía menos de los previsto. Así de fácil.

En la actualidad hay una empresa absolutamente hegemónica en el mundo de la AI, NVIDIA, y que tiene numerosas funcionalidades, es el líder mundial para ayudar a las empresas a potenciar su computación, te dota de las herramientas y los algoritmos que los equipos necesitan para hacer el trabajo de sus vidas, desde el reconocimiento de voz y las recomendaciones hasta el diagnóstico por imagen y la mejora de la gestión de la cadena de suministro.

La plataforma de IA de NVIDIA, que abarca desde la nube hasta el vehículo, permite un transporte más seguro y eficiente a escala, e incluso, dota de aplicaciones de computación perimetral para la fabricación, la logística, la sanidad, las ciudades inteligentes y la venta minorista. 

Puede ayudar en la fabricación de videojuegos a través del metaverso, y otras aplicaciones que casi serían interminables de mencionar, sencillamente porque NVIDIA, líder de IA, por su desarrollo adelantado de esta tecnología es tan interminable como inimaginable ahora todo lo que puede progresar, desarrollar, mejorar la vida de todos. Posiblemente, este sea el gran paso que necesitaba la humanidad para hacer procesos creativos en todos los sectores con la ayuda externa minimizando la fuerza de su trabajo físico e intelectual.

Entonces, ¿si el mercado de valores, que supuestamente es el dinero que mueve al mundo, no creen que lo más lógico es que se vuelva loco cuando aparece la empresa más puntera del no ya futuro, sino presente, y que inviertan lo habido y por haber por una apuesta que parece segura porque ha demostrado su potencial y, sobre todo, tiene unas inimaginables expectativas futuras?

NVIDIA creció 200% el año 2024 siendo líder del mercado por delante de transatlánticos como Facebook, Google, Microsoft, y la reina del baile: Apple. NVIDIA se ha convertido en la empresa con el mayor aumento diario en capitalización bursátil de la historia, acercándose a la cifra mágica de un billón.

Se puede ver en el gráfico la evolución de NVIDIA con sus más directamente competidoras….¡En un mes”. Absolutamente demoledor. Y, en la actualidad es la tercera empresa más grande del mundo. Nada más y nada menos.

pasted image 0 (1)

Si el mundo de los negocios y, particularmente en el de la bolsa, fuera todo tan sencillo, comprar acciones de NVIDIA y esperar que suban sin límite, hasta el Trader más novato se convertiría en millonario, ¿no creen? No es tan sencillo.

De hecho, el mercado de valores no es un camino de rosas, al revés, es de espinas, lleno de trampas ocultas que desconocen, incluso los profesionales, y cuya gestión emocional ha de estar a prueba de bombas para no entrar en pánico cuando vienen mal dadas, que las hubo y vendrán, probablemente más pronto de lo que esperamos, y el miedo te paraliza y te liquida. Consecuencia, todo lo invertido se esfuma en cuestión de días. La vida, se quiera o no, es dura, y la bolsa, durísima.

Este análisis de la gestión del riesgo viene a colación de lo que ocurrió esta semana, un fenómeno que pese a su increíble crecimiento exponencial, NVIDIA está perdiendo gas, ¡NVIDIA está siendo vendida! Y no por inversores retails, amateurs, que compran por modas o por emociones, sino por las llamadas “Manos Fuertes”: instituciones, bancos, fondos de inversión multimillonarios que mueven mucho mercado y provocan, por el dinero invertido, que haya correcciones en el valor, si venden sus acciones, que provocan volatilidad —caídas bruscas en este caso—, pérdida de volumen de entrada de capital, no solamente perjudican a esta empresa sino a todo el sector como las empresas AMD, MSCI,y por su gran peso que ha adquirido, es una corriente que contagia a todo el mercado.

NVIDIA está sosteniendo al mercado, si sube NVIDIA, sube el mercado, si cae, como sucedió el pasado martes, perdiendo 10% o lo que es igual 230.000 millones de dólares, todo el mercado se pone en rojo. Pero rojo purpura porque las correcciones han continuado esta semana. ¿Qué sabrán las “Manos Fuertes” que los inversores particulares desconocen? Seguro que muchas más cosas que desconocemos. Tienen información privilegiada. Y eso, en el mercado, es jugar con 15 jugadores en tu equipo.

NVIDIA 2

¿Eso significa que NVIDIA es una mala empresa? En absoluto, es extraordinaria. ¿Significa que su sector, la AI, se de por acabado? Al contrario, si acaba de comenzar. Entonces: ¿Por qué NVIDIA está corrigiendo pese a no haber motivo aparente? La explicación es tan sencilla que la podemos complicar todo lo que queramos, pero hay una realidad, las acciones de NVIDIA, su valor nominal, no corresponden a su valor real. Así de sencillo. Así de complicado. Se suele decir que, al final, el mercado tiene razón. Esencialmente es así, pero con matices. Lo que si que es cierto, es que al final te pone en tu sitio.

Cuando NVIDIA salió a cotizar en bolsa en 2005 su acción valía no llegaba a seis euros. En la actualidad, cotiza cerca de 900 dólares. Hagan el crecimiento porcentual en casi 20 años.

Un crecimiento tan asombroso se ha visto pocas veces en la bolsa. NVIDIA ha estado en el momento adecuado y en el sitio justo. ¿Por que NVIDIA está corrigiendo si debería subir siempre? Porque está a precios de burbuja. Y una burbuja es que su acción está demasiado hinchada que estadísticamente hay más probabilidades que se desinfle que para seguir creciendo más.

El mercado no se fija en lo que ha sucedido, es cruel, no se casa con nadie, y se fija en las expectativas futuras. Y NVIDIA, como empresa ejemplar de las llamadas “GROWTH”, o sea, de crecimiento, se le exige más y más. Es cierto que el pasado febrero presentó resultados empresariales y batieron incluso las expectativas del mercado, pero este es voraz, quiere más y más y, como en un combate de boxeo, si un boxeador prevé una debilidad del contrincante, le ataca para hacerle daño.

Esta empresa está ya a unos múltiplos, a unas previsiones monstruosas, se ha de superar cada vez, ha de bajar medio segundo en una carrera de 100 metros, y el mercado percibe debilidad, como la del boxeador, porque va perdiendo la hegemonía, porque la acción está muy cara en relación de otras empresas GROWTH que tienen un mayor potencial para obtener mejores rentabilidades a menor riesgo, porque las “Manos Fuertes” que dominan el mercado creen, por lo que vemos, no por lo que dicen, claro, que la naranja está demasiado exprimida.

Es posible que este artículo quede anticuado en tan solo unos días, de hecho NVIDIA rozó la barrera psicológica de los 1.000 dólares la acción, pero a los accionistas les dio vértigo —recuerden, el mercado se basa mayoritariamente en los inversores que se basan en emociones— y se frenó en seco. Es indiscutible que NVIDIA y su precio por acción y, en consecuencia el mercado que, ahora, cuando se escriben estas líneas depende de lo que haga, ahí radica que sea errático y débil, por mucho que esté en máximos, no corresponde con la realidad.

¿Es posible que suba? Sí. ¿Es posible que supere los 1.000 dólares la acción? También. Pero eso nadie lo sabe, absolutamente nadie, las predicciones en el mercado no sirven para nada. Se basan en sistemas y en estadísticas.

Por esta razón, por estadísticas y por historia de esta fenomenología en el mercado, hemos de analizarlas, estudiarlas y, en su caso, aprender de ellas. Y si se trata de una empresa del mismo sector, mejor. El ejemplo más claro de lo que sucedió en el crash de las búrbujas.com. Esa empresa de la que vamos a hablar se llama CISCO, aún cotiza en el mercado. Pues bien, CISCO era exactamente como NVIDIA, era puntera, con la mejor tecnología, poseía la hegemonía del sector; se dedicada a la fabricación, venta, mantenimiento y consultoría de equipos de telecomunicaciones, o sea, internet.

¿Acaso Internet no cambió nuestras vidas como lo está haciendo NVIDIA? En el casos de CISCO, que salió a bolsa en 1990, estaba preparada para el cambio, en el momento y sitio indicado como NVIDIA, y entre 1998 al 2000 pasó de valer de ocho dólares por acción a multiplicarse por 100 ¿Les suena? Sin embargo, su valor estaba tan extraordinariamente sobrevalorado, pese a que era una empresa sensacional, que en tan solo un año volvió a su precio por acción original. ¿Cómo es posible? Sí, CISCO era sensacional, pero el mercado la puso en su sitio.

pasted image 0 (2)

Como decía Mark Twain, la historia no se repite pero rima demasiado y, además, no hay ningún analista financiero ni estudioso de sistemas que pueda definir lo que es una burbuja, su origen, desarrollo y cuándo llega el final, pero este siempre es el mismo.

El que mas se acerca es el premio Nobel de Literatura, Robert J. Shiller, que en sus libro “Exuberancia irracional”, define la psicología de masas del Trading y como se desata sin sentido en determinadas épocas, con funestas consecuencias. Podemos afirmar que con NVIDIA los inversores están mostrando su exuberancia irracional en todo su esplendor. Por cierto, esta frase le pertenece a él pero se popularizó por un presidente de la Reserva Federal de EEUU histórico, Alan Greenspan, y sobre todo pasó a la historia porque la nombró nada más llegar, el 11 de agosto de 1987, la mencionó en un discurso público a los pocos días. Curiosamente, el día después hubo un desplome bestial de la Bolsa Japonesa y tuvo que salir al rescate del mercado que se dirigía a la catástrofe.

*Lee también: Cinco consejos para ahorrar dinero y alcanzar tus metas financieras

Te puede interesar
Lo más visto
Notradamus y España

Nostradamus y España

Víctor Álvarez
Actualidad

Las profecías de Notradamus dicen que en 2024 una ciudad española, supuestamente corre "grave peligro de una catástrofe", pero estudiosos consideran que las profecías de son ambiguas y vagas

aprendizaje autodidacta

La tendencia del aprendizaje autodidacta

Carolina Ramírez
Actualidad

El autodidacta requiere de motivación personal, debe estar impulsado por una motivación el individuo por aprender nuevos conceptos y destrezas cada día, deseo de crecer en cuanto a conocimientos y habilidades

Josué Alcántara empleo entrevista

Josué Alcántara: Soy ambicioso, insistente y negro

Yusmary Coccia
Empleo

El ingeniero en sistemas Josué Alcántara destaca que una de sus fortalezas está en hacer las cosas pese al miedo que estas le pueden ocasionar. Conozca el perfil profesional del ingeniero que actualmente se desempeña como copywriter

Suscríbete al newsletter para recibir periódicamente las novedades en tu email